Blog

NOTICIAS

Declaración conjunta sobre los JJOO de Beijing

01/02/2021

El 28 de enero organizaciones no gubernamentales de todo el mundo emitieron un comunicado mostrando su preocupación ante los Juegos Olímpicos de Invierno por a las graves acusaciones de violaciones de derechos humanos por parte del Gobierno chino.

Desde que en 2015 se acordara la celebración de los Juegos en Beijing las denuncias por parte de los medios y de las organizaciones de la sociedad civil se han sucedido. Entre estas destacan:  

  • La detención arbitraria, tortura y trabajo forzosos de millones de Uyghures y otras etnias minoritarias en Xinjiang.  
  • El ataque contra los medios independientes e instituciones democráticas en Hong Kong.  
  • La persecución judicial contra quienes ejercen el derecho a la libertad de expresión, de reunión y asociación.  
  • La detención arbitraria, tortura y desaparición forzosa contra defensores de los derechos humanos.  

Omer Kanat, director de Uyghur Human Rights Project, remarcó que “el espectáculo de las Olimpiadas no puede eclipsar el genocidio (que China está llevando a cabo)”. En el comunicado se señala cómo diferentes organismos y entidades están fracasando en defender y garantizar los derechos humanos.  

Entre los señalados destaca especialmente el Comité Olímpico Internacional, el cual ha declarado que las obligaciones de derechos humanos que adquirió en 2017 no eran aplicables para los Juegos de Invierno de 2022, y ha permitido el uso de uniformes confeccionados por una compañía acusada de usar el trabajo forzoso de los Uyghur. El comunicado también carga contra los principales patrocinadores de los Juegos – entre los que se encuentran Airbnb, Alibaba, Coca-Cola, Samsung, Toyota o Visa –, los cuales no se han pronunciado sobre cómo sus contribuciones pueden estar facilitando abusos a los derechos humanos.  

Los Gobiernos de Australia, Canadá, Japón, Lituania, Reino Unido y Estados Unidos han anunciado un boicot diplomático y no enviaran a agentes de alto rango a las ceremonias de apertura y clausura. El comunicado urge a más Estados a unirse a esta iniciativa, a pronunciarse contra estas acciones, y a defender a los defensores de los derechos humanos en China. 

Por último, el comunicado destaca las injustas condiciones de vigilancia masiva y limitación de la libertad de expresión que esta situación genera para los atletas, además de destacar el papel que todos podemos ejercer como público. Los espectadores podemos tomar acciones que van desde evitar comprar productos fabricados mediante trabajos forzados, hasta contactar con los gobiernos para pedir que las violaciones de derechos humanos por parte del gobierno chino no queden impunes.